¿Cuándo un matrimonio es un fracaso?

Un matrimonio no es un fracaso, cuestión diferente es que puede percibirse como un fracaso especialmente en los momentos  y etapas difíciles de la relación matrimonial.

¿Un divorcio es un fracaso?

Al igual que lo que hemos indicado para el matrimonio, es aplicable para el divorcio. Un divorcio no es un fracaso, pero si que puede percibirse así cuando se enfoca desde un punto de vista pesimista y negativo.

A lo largo de la vida de las personas normalmente se mantienen varias relaciones sentimentales que van comenzando y finalizando sucesivamente en el tiempo. Por ello, el hecho de que se pudiera hacer una distinción de que una tiene un mayor valor por haber llegado al altar y otra no, es algo estrictamente subjetiva.

Los motivos que pueden llevar a que un matrimonio no haga felices a los cónyuges o que acabe en separación o divorcio son múltiples. El motivo por el que un matrimonio fracasa, con esa connotación de fracasar, es estrictamente subjetivo, pues en pleno siglo XXI el divorcio no es un fracaso pues el matrimonio es un proyecto de vida compartida que no debe de excluir la individualidad de cada uno de los esposos.
¿Cuándo un matrimonio es un fracaso?
¿Fracaso o éxito?

Un matrimonio no debe de percibirse como un éxito ni el divorcio como un fracaso. Lo que no puede ser es que se tienda a idealizar el matrimonio pues estamos poniendo unas expectativas muy altas que nos pueden llevar a la frustración.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.