Mi matrimonio es un infierno

Si una persona casada siente que su matrimonio es un infierno, estaremos ante una percepción extremadamente negativa del matrimonio con connotaciones de sufrimiento.

Mi matrimonio es un fracaso

Percibir un matrimonio como un fracaso puede provocarnos un sentimiento de frustración y dolor difícilmente superable. Un matrimonio inicialmente deseado de manera libre y consciente nunca será un fracaso.

En ocasiones lo que se quiere al tiempo de contraer matrimonio sencillamente es diferente a lo que queremos después. Igualmente, en ocasiones lo que corre es que cambiamos nosotros mismos, los demás o las circunstancias.

Es por ello que un matrimonio que se siente como un fracaso debería de llevarnos a la lógica y coherente decisión de separarnos o divorciarnos. Pues lo que sí podría considerarse un fracaso sería mantener un matrimonio en el tiempo que no nos hace bien.

Mi matrimonio es un desastre

No hay ningún matrimonio perfecto, pues todos tienen sus propias peculiaridades. Eso sí, si pensamos que nuestro matrimonio es un desastre, tendremos una relación que nos crea inestabilidad, intranquilidad e incertidumbre.

Un matrimonio debe de ser una unión que nos aporte algo bueno. Si no tiene sentido o fundamente por sentir que es un desastre, tendremos un gran problema que se debe de traducir en una decisión que tomar, ya sea la de mantener el matrimonio con más sentido común, o tramitar la separación o divorcio amistoso.

Mi matrimonio es una farsa

Una farsa es una simulación de algo diferente a lo que realmente es. En los casos en los que se pretenda ofrecer una percepción exterior idílica del matrimonio, cuando realmente no se corresponde con la realidad, lo que estaremos haciendo no sólo es confundir y llevar a equívoco a los demás, sino que además nos estaremos engañando a nosotros mismos.

Un divorcio express a tiempo de mutuo acuerdo puede ayudarnos a superar esta situación y salir de un matrimonio que sentimos que es una farsa, para pasar a tener una vida plena ya sea juntos o separados.

Mi matrimonio es un infierno
Mi matrimonio es un infierno

Mi matrimonio es una mentira

Si su matrimonio es una mentira es por no haber conseguido construir una verdad, o tener una diferencia entre el matrimonio deseado y el real. Una mentira matrimonial no puede mantenerse en el tiempo, pues se corre el riesgo de que se haga crónico y que los cónyuges se sientan vacíos y frustrados.

Mi matrimonio es un error

Si su matrimonio directamente ha sido un error, lo que deberá de hacer es tomar una decisión en el presente que ayude a construir el futuro que queramos y dejar en el pasado el error.

Todos podemos equivocarnos, pero no podemos retroceder hacía atrás, es por ello que de las cosas más importantes que hay, es saber darnos cuenta de nuestros errores, tomar las decisiones más acertadas y seguir hacía delante.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Aviso legal | Política de cookies | Política de privacidad